Inicio Estilo de vida Comprar en rebajas. 12 trucos para arrasar.

Comprar en rebajas. 12 trucos para arrasar.

0
Comprar en rebajas. 12 trucos para arrasar.

¡Hola! ¿Cómo estás? Ya hace una semana que empezó la temporada de rebajas de invierno. Así que en el post de hoy voy a compartir doce trucos para comprar en rebajas y arrasar. A mí por lo menos, me funciona genial este sistema, así que no quiero dejar de compartir todos estos trucos contigo. Quizás ya estés aplicando muchos de ellos, pero quizás te sorprenda con alguno.

Para que tengas unas compras felices, encuentres todo lo que buscas, y a los mejores precios… ¡Toma nota! 😉

Para comprar en rebajas haz una lista

Este paso lo considero fundamental. Hacer una lista de las cosas que quieres conseguir comprar en rebajas. Aunque no la sigas al pie de la letra, te ayudará a llevar un control de si estás consiguiendo tus objetivos. Y serás plenamente consciente si te estás yendo mucho por las ramas, picando con caprichos…

Te recomiendo dividir la lista en dos partes:

  • Una será para cosas que te hacen más falta, más necesarias y que necesitas poner empeño en encontrar.
  • Otra para caprichos, cosas que te gustaría conseguir, pero sólo si las encuentras a buen precio y te enamoran.

Marca un presupuesto máximo

Ésto es algo básico y fundamental. Todos tenemos unos límites en cuanto a lo que podemos o queremos gastar, y no debemos sobrepasar el presupuesto.

Ten objetivos generales

Para comprar en rebajas con éxito es mejor que pienses en prendas no muy específicas.

Ejemplos:

  • Sí a unas botas altas ajustadas negras. No a las botas altas ajustadas negras, con ese detalle en particular.
  • Sí a una camisa estampada con volantes. No a una camisa con volantes y el estampado con gatitos de colores y flores amarillas.

Abre tu mente y piensa en buscar opciones que se ajusten a las prendas de tu lista. No seas tan concreto, quizás encuentres cosas que te gusten incluso más que las que tenías en mente.

Invierte en básicos

Aprovecha para comprar en rebajas no sólo prendas tendencia. Pon el ojo en prendas que suelen repetirse de un año para otro.

Colores neutros y cortes más clásicos son un acierto para hacer las inversiones más importantes, para actualizar y enriquecer tu fondo de armario.

Deja los caprichos para las segundas rebajas

Como comenté antes, debes hacer una lista con dos secciones para comprar en rebajas.

Una es la parte de caprichos. En esta parte puedes destacar una o dos prendas de deseo para comprar cuanto antes y no correr el riesgo de quedarte sin ellas.

Pero en general, como son prendas que te gustaría conseguir pero no son imprescindibles, te recomiendo que esperes a las segundas rebajas.

Si has hecho como te dije y has anotado objetivos generales, seguramente no tendrás problema en encontrar lo que buscas.

Podrás ahorrar más en estas prendas y te sentirás mejor al darte caprichos más razonables.

Evita las horas punta

Lo mejor para comprar en rebajas es ir entre semana. Evitarás colas en los probadores y en las cajas, en el parking, etc.

Si no puedes evitar el fin de semana para comprar en rebajas, elige la primera hora de la mañana (de 10 a 12). O la hora de comer y sobremesa (de 2 a 4).

Vuelve a menudo a las tiendas

Cuando compramos en rebajas, solemos organizarnos un día o varios para dedicar a esta tarea. Pero a todos nos ha pasado ir a buscar alguna prenda en concreto a la que ya habíamos echado el ojo, y encontrarnos con que se han agotado o bien la talla o color ya no estaba disponible.

Si puedes robar algún momento en los próximos días, te recomiendo que vuelvas a echar un vistazo a la tienda en cuestión y busques o preguntes por esa prenda. Piensa que en estas fechas es muy normal que la gente vaya a devolver regalos, o que se hayan llevado cosas sin probar y que después tengan que devolver.

Es posible que esa prenda que buscas al final vuelva a estar en la tienda. A mí me ha pasado muchas veces. Por eso, aunque con las esperanzas justas, siempre robo un momentito de algún día (o de varios) para volver a repasar tienda, si es que quiero conseguir algo.

Pregunta a las dependientas

Siempre, cuenta con ellas y pregunta para que te ayuden a conseguir lo que quieres. Además de ayudarte con tus compras en ese momento, puedes preguntar cosas como:

  •  Hace mucho que se ha agotado algo.
  •  Tienen pensado reponerlo, o llegan a menudo remesas de ese producto.
  •  Puedes conseguir el producto en otra tienda de la cadena. Puede que llamen para preguntar stock, o que puedan comprobarlo en su ordenador.
  •  Existen otros colores diferentes.
  •  Hay modelos similares al que buscabas.
  •  Tienen la prenda en almacén.

Y en general, puedes preguntarles cualquier cosa que se te ocurra que pueda ayudarte a encontrar lo que buscas.

Pregunta en probadores

Esto te resultará especialmente útil si vas a comprar en rebajas en horarios de poca afluencia de gente, como te indiqué más arriba. Si la tienda está a tope no van a poder ayudarte.

Si estás en tu búsqueda de prendas y no encuentras color o talla, tienes la posibilidad de preguntar a las encargadas de los probadores si tienen allí esa prenda aún sin colocar. Puede que alguien se fuera a probar justamente eso y no se lo llevara.

Si no están muy ocupadas y tú eres muy amable al preguntarles (no tienen la obligación de hacer esto por ti…), es probable que ellas sean tan amables de mirar entre la ropa que la gente deja allí.

Pruébate siempre las prendas

Esto puede parecerte un engorro, pero al final te agilizará las compras más de lo que crees.

Muchísimas prendas se descartan en esta fase de la compra. Si no te las pruebas, en casa tendrás una ardua tarea por delante. Que se convierte además en doble tarea, porque si no te va algo deberás volver a la tienda a devolverlo.

Así que simplifica esto al máximo probando en la tienda todas las prendas.

Si te gusta pero dudas, cómpralo

Si te queda bien, es de buena calidad, está a buen precio… Y encima te gusta, mejor será que te lo lleves. Por algo llevas tanto rato dándole vueltas al me lo llevo, no me lo llevo.

A veces sentimos ese efecto imán de alguna prenda de la que no estamos muy seguros, pero tampoco nos decidimos a dejar. Nos invade la certeza de que si lo dejamos nos arrepentiremos más tarde.

En estos casos es mejor que te lo lleves. En casa puedes analizar mejor la prenda y todo eso que te hacía dudar. Si realmente encaja en tu estilo, ver con qué puedes combinarlo, probarlo con el calzado adecuado…etc.

Siempre te queda la posibilidad de devolverlo si al final no te convence. Si lo dejas y después decides que lo quieres, es muy probable que ya no lo encuentres.

No pares en la sección de nueva temporada

Es una gran tentación, pero debes pasar por esta sección como si no existiera. Es una trampa estratégicamente colocada para cazarte.

No pierdas el tiempo en esta zona de la tienda tan bien organizada, y siempre delante de la zona a la que quieres ir.

No pares ni con la excusa de coger inspiración sobre las tendencias. Para eso visita blogs, webs de moda, revistas y demás. 😉

Bueno, y hasta aquí mis consejos para comprar en rebajas. Espero que te sean útiles y tengas unas felices compras. Muchas gracias por pasarte por el blog. Besotes y ¡hasta la próxima!

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies